LÍDERES

Actualmente, Mingas por el Mar es una fundación conformada por más de 250 voluntarios a nivel nacional, organizados en 20 grupos, localizados en las regiones Costa, Sierra e Insular del Ecuador. Entre nuestros líderes y voluntarios contamos con profesionales de diversos campos como Biología, Derecho, Turismo, Ingeniería Ambiental, Educación, Arte, entre otras; que aportan con sus conocimientos y experiencia al desarrollo de las distintas áreas dentro de la organización. Siempre comprometidos con ser, por medio de sus acciones, un ejemplo de responsabilidad ambiental y social en sus comunidades, ayudando así a promover el cambio en su entorno.

 

Karla Espinel – Salinas

Me animé a activar las Mingas aquí en Salinas porque me di cuenta de que lo que yo podía hacer sola no era suficiente, y de repente todo empezó a fluir, me uní a Mingas por el Mar para estar más involucrada, para aprender y sobre todo para motivar a las personas de mi localidad a hacer pequeños cambios y ser parte de la solución ya que nosotros vivimos aquí cerquita de la playa creo que podemos hacer más. Además saber que estas haciendo algo para que la Tierra sea un lugar mejor para todos se siente super bien.

 

Adriana Moyano – Ballenita

Me animé a activar Mingas por El Mar en Ballenita, a causa que cada vez que visitaba mi playa favorita en Ballenita, la basura iba incrementando de una manera desesperante y una sola persona no podía, se necesitaba mayor acción para este lugar hermoso, y en conjunto con Adela quien también vive cerca, decidimos preguntar y unirnos porque en redes habíamos observado la apertura de este grupo increíble, para ayudar no solamente a recoger basura sino a hacer conciencia desde nuestros hogares y demás personas.

 

 

Adela Sotelo – Ballenita

Estudiante de MVZ en la UCSG, siempre a sentido un amor profundo por la naturaleza, especialmente por el océano, pertenece desde el 2017 a “Mingas por el Mar”, forma parte de “Pacífico Libre” y es voluntaria en “Salva un Alma”, ha estado involucrada en eventos de limpieza de fondos marinos y promueve en su localidad la conservación y da charlas a los más pequeños inculcandoles amor, y responsabilidad hacia la naturaleza. Vocera del Océano.

 

 

Bea Almonacil – Ballenita

Me uní al equipo de líderes de Mingas por el Mar ante la necesidad de compartir con la comunidad que nos rodea la maravillosa vida que el mar tiene y cómo nuestras acciones inconscientes generan graves daños en este fascinante mundo. Me dedico a la educación ambiental marina y desde ahí trato de acercar el océano a las personas para que lo conozcan, valoren y cuiden junto a nosotr@s.

 

 

María Elena Alvarado y Diego Losada – Puerto Cayo

Somos Maria Elena Alvarado y Diego Losada Creadores del Ecolodge Cabalonga EcoAdventure en Puerto Cayo, Amamos los lugares al aire libre, especialmente las playas y las especies que ahi habitan.   Nos encanta contagiar este amor y cuidado de los ecosistemas desde nuestro negocio lo mas posible a nuestro equipo y a nuestros huéspedes. 

Nos gusta mucho ser parte de Mingas por el Mar porque nos permite conectar de manera mas organizada con la comunidad en donde trabajamos » Puerto Cayo» Así como también, con las demás localidades permitiéndonos aprender a través de la retroalimentación de datos técnicos e info valiosa para así seguir compartiendo en la comunidad que lideramos.

 

 

John Vinces – Villamil Playas

Desde muy pequeño me interesó el cuidado de la pachamama por lo que intente formar un grupo de limpieza de la playa pero no tuve resultados positivos.

Conocí de Mingas por el Mar por una publicación de Facebook y asistí a mi primera minga, desde ese momento he dedicado mi tiempo libre asistiendo a cada convocatoria siempre enseñando a las personas de mi localidad y en especial a mis hijas a reducir el consumo de plástico y a cuidar nuestro maravilloso océano porque estoy seguro que es la mejor herencia que puedo dejarles.

 

 

Santiago Obrien – Posorja

Como Biólogo marino, unos de mis principios es la conservación de las especies marinas, estas al paso de los años se están viendo afectadas por la contaminación que nosotros los seres humanos contribuimos día a día, y al observar cómo se encuentra de contaminado la zona costera de la parroquia de Posorja tome la iniciativa de poder ayudar de esta forma no tanto a la Parroquia como tal, sino más pensando en los ecosistemas y en el planeta.

 

 

Kevin Bruno – Esmeraldas

Soy Ingeniero Ambiental y nací en Esmeraldas y al estar rodeado de la naturaleza me llevó a escoger la carrera de Ingeniería Ambiental, apasionado por los deportes el fútbol y el surf, el cuál fue este último que me llevó a estar conectado con el Mar sentí la necesidad de que necesitaba hacer algo más por él, en materia de conservación y cuidado ambiental, es por ello que decidí integrarme al grupo de Mingas por el Mar, porque me di cuenta de la labor que vienen haciendo y me llamó la atención por lo que decidí formar parte del grupo y seguir cuidando los océanos de una manera más técnica, porque en él se encuentra la mayor fuente de vida para los seres humanos y para el propio ecosistema marino, así también nos provee de oxígeno y múltiples beneficios.

.

 

Judith Baquero – Guayaquil

Ingeniera en Gestión Ambiental, activista y preocupada por el cuidado de la naturaleza. Desde que vi el documental de la Dra. Sylvia Earle “Mission Blue” sentí un llamado del Océano para empezar a actuar frente a la problemática de la contaminación por plásticos. Gracias a esto me uní a Mingas por el Mar en el año 2018 y siempre recordaré mi primera minga ya que comprendí que la polución marina ocurre también en mi país y que yo también formaba parte de la problemática por utilizar plásticos de un solo uso. Desde ese momento empecé a tener un estilo de vida más sustentable y a empezar a concientizar a mi comunidad sobre la sustentabilidad en un blog ambiental. Más allá de hacer una limpieza, es vivir la problemática mingueando y cuestionarnos sobre nuestros hábitos de consumo cada vez que recojamos un objeto del suelo.

 

Ana Martínez – Puerto El Morro

Soy Ingeniero Ambiental y nací en Esmeraldas y al estar rodeado de la naturaleza me llevó a escoger la carrera de Ingeniería Ambiental, apasionado por los deportes el fútbol y el surf, el cuál fue este último que me llevó a estar conectado con el Mar sentí la necesidad de que necesitaba hacer algo más por él, en materia de conservación y cuidado ambiental, es por ello que decidí integrarme al grupo de Mingas por el Mar, porque me di cuenta de la labor que vienen haciendo y me llamó la atención por lo que decidí formar parte del grupo y seguir cuidando los océanos de una manera más técnica, porque en él se encuentra la mayor fuente de vida para los seres humanos y para el propio ecosistema marino, así también nos provee de oxígeno y múltiples beneficios.

 

Damián Moncayo – Ancón

Padre y esposo trabajador privado, atleta. nacido en la península pero Guayaquileño de corazón, tiene pasión por la vida la naturaleza los animales ,amor por las playas y océanos. Junto a Mingas por el mar espero aportar siempre con su ayuda para concientizar el respeto por la vida marina, la no contaminación de playas ni océanos donde nosotros nuestros hijos y los hijos de ellos puedan disfrutar de las maravillas que te brindan las playas.

 

Jael Padilla – Ancón

Fotografiar a parejas en la naturaleza es una de las actividades que más me gusta como profesional y más aun hacerlo en las playas de Ancón, mi lugar favorito en la costa ecuatoriana.  Al disfrutar de ella me di cuenta que tenemos un grave problema con la contaminación y el plástico, es allí donde se fortalece más mi pasión y compromiso por el océano, por la naturaleza, por cuidar las especies de este ecosistema y que podemos conservar el planeta que queremos con el compromiso y acción de nosotros.

 

Karla Marina Reyes – Manta

Cuando empecé a colaborar en la fundación nunca imaginé que en el transcurso del tiempo con mi personalidad y carisma me elegirían para seguir el legado de grandes líderes que me antecedieron.

Desde el inicio conecté con los objetivos  de Mingas por el Mar que van ligados a mi profesión, mi amor por los animales,la naturaleza,  el compromiso y hermandad de los voluntarios que me motivan en cada reto y me hacen sentir en una gran familia.

He conseguido mi mejor versión, con emoción me he propuesto gestionar mayores convenios y varias actividades que ayuden a las personas a ser más amigables con el planeta.

 

Jacinta Rodríguez – Montañita

Mujer trabajadora, amante del mar y la naturaleza. Jacinta es integrante de la Comuna Montañita y agente de cambio en su localidad. Desde hace varios años hace limpiezas de playa y de calles, ayuda al reciclaje de su localidad y educación ambiental. Gracias a Jacinta se han podido realizar muchas actividades que vinculan al sector turístico y comunidad de Montañita. Su familia la acompaña en todas las actividades que realiza y sus hijos son sus más fieles ayudantes. 

 

 

Gabriela Meza – Jaramijó

Egresada (Tecnología en acuicultura) sabiendo la importancia del mar y sus ecosistemas, el daño que causa el consumo indiscriminado de plásticos de un solo uso, la falta de conciencia y educación, un grupo de 6 compañeros decidimos realizar un proyecto de vinculación con la comunidad, capturando y clasificando la basura flotante de las radas del puerto de Jaramijó, y vimos la necesidad continuar, por qué la problemática era muy evidente,en mis pasantías realizadas en CENAIM- ESPOL, participé en la minga que realizaron, pedí información y me comuniqué con la fundación mingas por el mar, para ser  voluntaria formando parte de la solución y no del problema.

 

María Lorena Baez y Michael Vaca  – Ibarra

Nosotros, Ma. Lorena Baez y Michael Vaca, fundadores del colectivo KunanPacha Ibarra, motivados por la problemática ambiental, inconsciencia del consumidor y protección de las faunas, decidimos formar parte de un colectivo que nos represente y apoye en nuestros ideales. Encontrándonos con Mingas con el Mar, fundación que confió y permitió ser los pioneros de llevar el colectivo a la Sierra, apostando por la educación  y concientización de las personas de la pequeña ciudad a la que pertenecemos a través de las mingas de limpieza y capacitaciones a colectivos, empresas y personas que asisten. 

Michael Vaca, estudió Ing en contabilidad y auditoría sin embargo su pasión por el ciclismo, el activismo en redes y admiración por las montañas y océano han hecho que pertenecer a Mingas por el Mar sea un orgullo dentro de su vida ya que con su accionar puede aportar al cambio por un mundo mejor.

María Lorena Baez, estudia Administración Turística, desde temprana edad sintió una afinidad por la naturaleza, especialmente la conservación de plantas y animales. Pertenece a la familia de Mingas por el Mar desde el 2019 pero siente que cada paso y acción que realiza, genera un crecimiento personal que solidifica sus ideales.

 

Bruna Fornasier – Quito

Brasileña, 29 años, me gradué en artes escenicas en 2011 y mi deseo era transformar el mundo a través de sus personajes en un lugar “mejor”, más empático, acogedor, unido y respetuoso. A los 21 años hice un viaje a Isla de Pascua para aprender español y hacer un voluntariado en arqueología y sustentabilidad y ahí me quedé por años. Me encontré en el mundo del turismo y a través de él, abordó la sustentabilidad y libertad en todas sus formas.

 

 

María Jesús y Matteo Castaldi – Olón

Somos María Jesús y Matteo , trabajamos independientes, somos padres , nos gusta el deporte y la naturaleza , vivimos en Olón hace 10 años y hace poco tuvimos la oportunidad de ser parte de Mingas por el Mar, pensamos que sería la mejor forma de dar un buen ejemplo a nuestras hijas apoyando a una buena causa que es el cuidado al ecosistema y mientras más seamos mejor para generar conciencia.

 

Mariagracia Mendoza – Crucita

Soy estudiante de ingeniería ambiental, y apasionada por el cuidado del planeta desde que tengo memoria, mi papá desde muy pequeña me inculcó el amor y el respeto hacia la tierra. Desde que fui a mi primera minga me sentí responsable sobre todo lo que sucede en nuestra playas, pero también me di cuenta que puedo ser parte de la solución.

Pienso que el mar es uno de los temas más apasionantes que pueden existir, creo firmemente que tratar de combatir su contaminación más que un estilo de vida es una vocación.

 

 

Janice Márquez de la Plata Molina 

Bióloga de ESPOL, buzo científica SNSI-CMAS con experiencia en gestión de proyectos de desarrollo socio-ambientales en áreas costero-marinas protegidas y fuera de ellas. Co-fundadora del club de buceo investigativo de ESPOL “YAKU”. Voluntaria en la Fundación “Mingas por el Mar” desde el 2017 y parte de la fundación “Amiguitos del Océano” desde el 2018. Forma parte de “Pacífico Libre”, colectivo civil para la lucha y defensa de los derechos de la naturaleza enfocados al océano. Actualmente se desenvuelve como asesora de sustentabilidad en proyectos de titulación de la Universidad Casa Grande y es CEO 2020-2022 de SOA HUB Ecuador (Sustainable Ocean Alliance).

 

Abigail Celi – Galápagos 

Soy Abigail Celi, tengo una Licenciatura en Psicología Organizacional, me apasiona la gente, el desarrollo humano, sobre todo, entender la raíz de lo que nos motiva. Ser parte de Mingas por el Mar me dió la oportunidad de entender un poco más al ser humano, sus hábitos de consumo y la decisión de arrojar basura. Aquellas acciones parten del valor hacia uno mismo. Entender al ser humano y orientarlo hacia un hábito responsable es parte de esta campaña de concienciación.

 

Katya Vallejo – Quinindé

Como profesional del  turismo y la gastronomía me he propuesto apoyar iniciativas de conservación y cuidado del medio ambiente.  El mar y las fuentes de agua son recursos directos e indirectos para el sostenimiento de la actividad turística, gastronómica y en general de toda la sociedad. Desde la educación primaria se nos enseñó que la depredación existe, por esa razón debemos coadyuvar con generosidad al cuidado de nuestra única casa, el Planeta Tierra. Es imprescindible que haya conciencia ambiental en los hogares, en las instituciones educativas a todo nivel, etc